Estimados colegas:

Ayer pasé la mañana en Medinaceli con la idea de pasear por este hermoso pueblo y hacer un par de fotos de su monumental arco romano, el único de tres arcadas conservado en la península Ibérica. La ciudad celtíbera de Occilis pasó a ser un campamento romano y después a ciudad romana en la calzada que comunicaba Caesar Augusta con Emerita Augusta; de hecho, hay que recordar que esta ciudad romana pertenecía al Convetus Iuridicus Caesaraugustanus. El arco todavía es visible desde el fondo del valle, por donde trancurre actualmente la vía del tren y la autovía. Dominando desde el altiplano, el arco se muestra en todas sus dimensiones cuando se sube al pueblo viejo.

No obstante, me llevé una sorpresa cuando me informaron de que podía visitar un Aula Arqueológica en la que hacen talleres de alfarería y mosaico a lo largo del año, una serie de mosaicos aparecidos en unas domus de la ciudad y una fuente-manantial de agua ya en uso desde tiempos de los romanos.

En el aula arqueológica, junto a una tienda de recuerdos del pasado romano y no romano de la ciudad y productos de la zona, hay una reconstrucción de cómo se hacían los mosaicos y de una habitación de una domus. Además, un breve vídeo ilustra sobre la historia de Medinaceli.

Después, en el palacio del Duque de Medinaceli se encuentra el local de Mosaicos Romanos, donde se muestra un curioso museo de gran tamaño y se puede ver almacenado en partes y en varias vitrinas otro gran mosaico. El mosaico expuesto (del siglo II d. C.) parece una sucesión de alfombras, ya que cada 60 cms. la decoración y el sentido de la decoración cambia, lo que resulta muy extraño para la época de su realización, ási como su variedad cromática: palomas con parras y una vasija, grecas con la cruz esvástica encadenadas, nudos salomónicos, dineños florales, animales fantásticos y mitológicos (grifo, esfinge, "cabra marina" -cuerpo de pez y patas y cabeza de cabra-), etc. El otro gran mosaico no expuesto es más tradicional, con un emblema central con la imagen de la diosa Ceres y alrededor decoración geométrica.

En la plaza de San Pedro puede contemplarse parte de otro gran mosaico protegido por cristales; posee un gran tamaño, aunque su factura es más simple que los anteriores, con una decoración geométrica y vegetal. Lástima que el armazón metálico que sostiene los cristales impide hacer una foto en condiciones, pues sus sombras distorsionan el color y el diseño del mosaico.

Al subir al pueblo viejo de Medinaceli, a la izquierda de la carretera hay una fuente de agua potable; hasta aquí nada de peculiar; sin embargo, dentro del cerro los romanos canalizaron el manantial de agua y construyeron cuatro depósitos en varios niveles para decantar y purificar el agua y proporcionar suministro de agua a su ciudad. Lamentablemente, no es visitable el interior de la fuente y el sistema de decantación. Según nos comentó el guía, la fuente es singular, no sólo en Hispania, sino en todo el imperio romano, sólo comparable a una encontrada en Köln (Colonia, en Alemania).
Aquí tenéis una sugerencia de visita arqueológica e histórica si visitáis Soria. Un saludo

0 Comments:

Post a Comment



Entrada más reciente Entrada antigua Página principal