Hoy os quiero comentar el trabajo de José Ramón Gaspar, autor de la web http://www.cincovillas.com/, en marcha desde 2005. En su página, personal y no subvencionada por ninguna institución, hace un recorrido por su comarca desde diversos aspectos: pueblos, paisajes, poesía, etc.; ofrece bibliografía, mapas, información histórica, cultural y de las tradiciones de la zona.
Posiblemente sea uno de los mejores sitios donde encontrar información de la zona de las Cinco Villas recogida in situ con numerosas fotografías y documentación y, en lo que a nosotros nos concierne, también recoge gran cantidad de datos, fotografías y estudios sobre la huella que los romanos dejaron en lo que ahora son las Cinco Villas: conviene recordad que aquí se encontraba la antigua Segia (ahora Ejea de los Caballeros), muy probablemente Tarraca o Terraca (últimamente identificada con los restos de Los Bañales -Uncastillo-), y que por aquí discurrían las calzadas que comunicaban estas localidades con Caesar Augusta y Pompaelo.
En su blog, http://www.cincovillas.com/Blog/, también va recogiendo información de la zona.
Para información sobre el yacimiento de Los Bañales y la zona en la web del Patrimonio Romano de Aragón, pincha aquí.
Para una breve informacióon sobre las calzadas romanas en Aragón en la web del Patrimonio Romano de Aragón, pincha aquí.

Una colega amiga, Berta, me ha hecho llegar un reportaje de Ramón J. Campo titulado "Soldados romanos: Los deportistas del siglo III", publicado en El Heraldo de Aragón del domingo 15 de febrero de 2009.

En el artículo se hace referencia a un estudio antropológico de cinco esqueletos de legionarios romanos del siglo III d. C., encontrados en 1988 en una de las necrópolis de la Caesar Augusta romana, en la actual calle Predicadores de la capital aragonesa. El estudio, dirigido por José Luis Nieto, director del departamento de Anatomía e Histología de la Universidad de Zaragoza, junto con Salvador Baena, antropólogo forense del Instituto de Medicina Legal de Aragón, y Jesús Obón, odontólogo, con el apoyo y la asesoría de M.ª Pilar Galve, arqueóloga del Ayuntamiento de Zaragoza.

Estos legionarios contaban con unos 25 años de edad (con un error de +/- 4 años) y contaban con físico envidiable: su altura rondaba el 1,70 metros, lo cual es bastante para la época; del estudio se desprende que el esfuerzo físico continuado de estos soldados era tal que los huesos no podían crecer más, dando pureba de ello el crecimiento de los huesos cerca de las articulaciones debido a su degeneración. La configuración de sus cuerpos hace pensar en que tenían una gran masa muscular, es decir, eran auténticos atletas, con sus lesiones.

Como consecuencia de las largas caminatas a las que se veían obligados los legionarios, huesos de sus pies, como el cacáneo o el metatarsiano, presentan fracturas por sobrecarga y estrés; se detecta que tienen "rodilla de saltador", propia de los atletas que saltan mucho y que en el caso de estos soldados se debería al hecho de caminar por suelos inestables y accidentados; sus talones de Aquiles también por el impacto de los pie contra el suelo. También hay otras partes dañadas: se han encontrado lesiones en hombros y en la cintura escapular (por la carga y por el lanzamiento de las armas) y otros tipos de lesiones óseas que, muy probablemente, irían acompañadas de lesiones musculares y de las articulaciones.


De sobras es sabido que los legionarios solían ser alistados a edades muy tempranas (16 años) y por lo general eran sometidos a marchas de unos 30 kilómetros diarios cargados con sus armas e impedimenta, que llegaban a pesar entre 20 y 40 kilogramos, con un calzado de cuero poco protector con sus pies.

Por otro lado, sus dentaduras también aparecen dañadas, sobre todo, por miedo y estrés en las batallas; los desgastes parecen obedecer al castañeteo de los dientes y al apretar las mandíbulas y mantener presionados los dientes.


A pesar de su físico, según los estudiosos, comparable al de medallistas olímpicos acutales, los legionarios en cuestión murieron muy jóvenes, 25 años, y no hay signos de muerte violenta en ninguno de los cinco. Conviene decir que la esperanza de vida por aquel entonces apenas llegaba a los 40 años y entre soldados se puede establecer en torno a los 30 años. Probablemente, estos legionarios fueran soldados procedentes de Centroeuropa, por una fíbula de plata cosisa a una manta que procedería de la antigua región romana de Panonia, actual Hungría. Su presencia en estas tierras podría deberse a los trabajos de reconstrucción de la muralla romana de la ciudad y coincidiendo con el acontecimiento de algunas incursiones militares en la zona durante dicho siglo III d. C.

Como ya sabéis y hemos comentado en alguna entrada anterior, el cambio de fechas en el calendario romano para indicar el año nuevo se produjo a causa de una guerra entre los romanos y los celtíberos de Segeda; para dicha guerra fue necesario que los cónsules estuvieran ya elegidos y para ello hubo que anticipar el inicio de año y de elecciones consulares, pasando del 15 de marzo (idus de marzo) al 1 de enero (Kalendas de enero).
Pues bien, con motivo de dicha batalla y de dicho cambio en el calendario, en la localidad celtíbera donde tuvo lugar la batalla citada, Segeda, cuyas ruinas se encuentran cerca de la actual Mara, en la comarca de Calatayud, se va a celebrar el sábado de marzo más próximo al día 15 la VII edición de los Idus de Marzo, una fiesta que la gente se disfraza de romanos y celtas, simulan la batalla, hacen mercadillo romano, etc. Es una fiesta bastante interesante que cada año está contando con más adeptos tanto en las representaciones como entre los asistentes.
Os animo a que os paséis por allí el sábado 14 de marzo: es una buena y distinta forma de pasar el sábado y ponerse en contacto con vestigios de la antigüedad y de los celtíberos.
Paralelamente, os comento que la Fundación Segeda organiza un nuevo curso para octubre de este año: VIII CONGRESO IBÉRICO DE ARQUEOMETRÍA, que se celebrará en Teruel, los días 19-21 de octubre de 2009.
Podéis seguir estos y otros eventos de la Fundación Segeda en http://www.segeda.net/.

Nuestro colega Javier Andréu (al que podéis seguir en su blog sobre Oppida Imperii Romani) me informa de que desde el centro asociado de la Universidad Nacional de Educación a Distancia (UNED) en Tudela se ha organizado, como Extensión Universitaria, una actividad titulada Segeda, de ciudad celtibérica a parque arqueológico; la actividad tendrá lugar en Tudela los días 20 y 21 de febrero con la participación del profesor Francisco Burillo Mozota, responsable de las tareas arqueológicas en dicho yacimiento celtibérico. Para más información sobre dicha actividad podéis pinchar aquí http://www.extensionuned.es/actividad/1487.

Para más información sobre el yacimiento de Segeda: http://www.segeda.net/ o en nuestra web del Patrimonio Romano de Aragón http://catedu.es/aragonromano/segeda.htm.


Dicho centro de Tudela y también bajo la coordinación de Javier Andréu organiza otra actividad para los días 27 y 28 de marzo titulada OPTIMI VIRI ROMANI - Política, ideología y liderazgo en Roma: Una aproximación a partir de sus grandes figuras (V Reunión de Tudela sobre Historia Antigua); para más información, pincha aquí: http://www.extensionuned.es/publico_actividad/1499.


Por último, Javier Andréu también fue uno de los responsables de las prospecciones arqueológicas que se llevaron a cabo en el yacimiento de Los Bañales, en Uncastillo (Cinco Villas, Zaragoza); el pasado sábado 14 de febrero se emitió en Radio Nacional de España (RNE) la primera parte de una entrevista en la que Javier comentaba las novedades de sus estudios (pincha aquí para escucharla); el próximo sábado 21 tendrá lugar la segunda parte de la entrevista

Hemos creado una nueva webquest en las actividades educativas de la web del Patrimonio Romano de Aragón. Hemos vuelto a trabajar con los muñequitos de Playmobil y hemos continuado el tema del ejército romano con un nuevo reto: los enemigos de Roma; si se diseñaron legionarios, centuriones, emperadores, soldados de caballería, soldados auxiliares y máquinas de guerra para los muñecos romanos, había que sacar a la venta una gama de muñecos que representaran a los enemigos de Roma. La marca alemana ha creado tres tribus de galos, una de bárbaros (¿germanos?), se pueden utilizar algunos diseños no muy acertados de soldados romanos como soldados griegos (¿macedionios o pónticos?) y ahora sacan como novedad ejércitos egipcios con sus faraones y todo.
Pongamos a prueba la fiabilidad del diseño respecto de la historia. Entra en la webquest Playmobil y el Ejército Romano: Los Enemigos de Roma en http://catedu.es/aragonromano/wq2ini.htm, acepta el reto, disfruta y aprende.

Entradas más recientes Entradas antiguas Página principal